Caspa, guerra sin tregua ¡¡¡ ya !!!
0 votos

Caspa, guerra sin tregua ¡¡¡ ya !!!

images12.jpeNo sabes aún la manera de olvidarte de una vez y para siempre de ella, pero sí de hacerlo día a día. El tratamiento de las caspa es sencillo y dispone de productos eficaces, aunque su uso debe ser regular. La estrella: el champú. Este producto ha evolucionado mucho. Antes era excesivamente fuerte, dejaba el pelo áspero y poco dócil, e incluso podía llegar a causar irritaciones. Por esa razón, muchos se echaban atrás y volvían a su champú de siempre , aunque eso signifique el regreso de la caspa. Pero, en la actualidad, se opta por fórmulas más equilibradas y respetuosas con el cabello, y es raro el champú que no incluya agentes cosméticos (suavizantes, abrillantadores…) para que el pelo quede no sólo limpio de caspa, sino brillante y flexible. Tanto los champús como el resto de los productos anticaspa luchan en varios frentes. Regulan la flora microbiana y la proliferación celular, calman el picor y algunos ejercen una exfoliación que barre las escamas del cuero cabelludo. Esto último no soluciona el problema porque las escamas vuelven a aparecer, pero supone un alivio eficaz y sanea un cuero cabelludo con demasiadas impurezas. Pregúntale a tu peluquero, porque los profesionales suelen ofrecer tratamientos de peeling para casos como el tuyo.


Los ingredientes que se utilizan en los anticaspa son muy variados y algunos tan “de toda la vida” como los alquitranes y antiinflamatorios suaves que se utilizan desde hace muchísimo tiempo para tratar la piel. Los anticaspa comunes contienen entre un 0,5 y un 2 por ciento de estos elementos.

El piritionato de zinc es otro ingrediente útil, pues regula la profiferación de los microorganismos causantes de la afección. La tecnología actual ha conseguido dividir este activo en partículas diminutivas para facilitar su distribución. Por su parte, el ácido salicílico ejerce una suave acción exfoliante que favorece el desprendimiento de las escamitas y purifica el cuero cabelludo. El sulfuro de selenio y el azufre son otros ingredientes igualmente valiosos. ¡Y las plantas no se quedan atrás! Son muchas las que combaten eficazmente la caspa gacias a sus acciones calmentes y antisépticas, como el tomillo, la ortiga, el lúpulo o la bardana.

Gracias por compartir :)

Deja tu comentario

Debes estar logged in para responder a un comentario.